Dan prisión domiciliaria a Murillo Karam por caso Ayotzinapa, pero seguirá en la cárcel

En el caso que se sigue contra Jesús Murillo Karam, extitular de la extinta Procuraduría General de la República (PGR), por presuntos delitos de desaparición forzada, tortura y contra la administración de la justicia en el caso de la desaparición de 43 alumnos de Ayotzinapa, Guerrero, en hechos ocurridos entre el 26y 27 de septiembre de 2014, un juez de control federal otorgó al exservidor público prisión domiciliaria, toda vez que validó que tiene un precario estado de salud.

José Rivas González, adscrito al Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Norte, fue el impartidor de justicia que le otorgó a Murillo Karam dicha medida cautelar, al tiempo que dijo que deberá portar un brazalete electrónico derivado de los problemas de salud que ha presentado en los últimos meses.

No obstante, Murillo Karam, quien estuvo al frente de la PGR en el sexenio del expresidente Enrique Peña Nieto, de 2012 a 2018, permanecerá encarcelado, dado que enfrenta otro proceso penal por el cual le fue impuesta la medida cautelar de prisión preventiva, motivo por el cual continuará encarcelado e internado en la Torre Médica de Tepepan —donde se encuentra desde el 30 de junio pasado—, ubicada en Avenida La joya S/N, colonia Valle Escondido, alcaldía Tlalpan.

De esta forma, Murillo Karam no puede regresar a su hogar, debido a que debe obtener un fallo judicial similar para poder ser trasladado a su casa localizada en Lomas de Chapultepec, demarcación Miguel Hidalgo.

EN ENERO BUSCARÁN IMPUTARLO 

Ayer se llevó a cabo una audiencia en el Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Norte, donde Rivas González también determinó aplazar hasta enero del próximo año la comparecencia donde la Fiscalía General de la República (FGR) pretende acusar formalmente a Murillo Karam por el caso Ayotzinapa y solicitar una condena de 82 años de cárcel por su probable responsabilidad en los citados delitos.

Fue en abril de este año, cuando la FGR imputó por segunda ocasión a Murillo Karam, ahora por su presunta responsabilidad en la tortura de la que supuestamente fue víctima Felipe Rodríguez Salgado, alias “El Cepillo”, señalado en la pasada Administración federal por la PGR como sicario de Guerreros Unidos, a quien se responsabilizó de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Murillo Karam fue detenido el 19 de agosto de 2022 a las afueras de su domicilio, donde elementos de la Secretaría de la Marina (Semar) realizaron un operativo para asegurar su captura.

La trama de los estudiantes de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos viene luego que el 28 de enero de 2015, Murillo Karam aseveró que la “verdad histórica” era que los 43 educandos “fueron privados de la vida, incinerados y sus cenizas arrojadas al Río San Juan”, en Cocula, Guerrero.

Y apuntó que las pruebas eran contundentes y no dejaban lugar a duda de que el expresidente municipal de Iguala, José Luis Abarca Velázquez, su esposa María de los Ángeles Pineda Villa y “El Cepillo” eran los líderes de la organización criminal Guerreros Unidos, quienes ordenaron a los policías de su localidad y Cocula entregar a los estudiantes a un grupo de sicarios para que fueran asesinados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

scroll to top